TETANOS

Es una enfermedad que se caracteriza porque aparecen contracciones violentas, dolorosas y prolongadas de los músculos voluntarios de la mandíbula, cuello, abdomen y extremidades. Puede llegar a ser mortal en 4-5 días (15-100% de los casos).

Está causado por un bacilo (Clostridium Tetani) que habita normalmente el intestino de animales (sobre todo herbívoros, como los caballos), y se encuentra en los suelos cultivados y abonados.
Este microorganismo se intruduce y multiplica en las heridas contaminadas, produciendo una exotoxina neurotrópica (que afecta a los nervios), responsable de los síntomas de la enfermedad.
Las esporas del bacilo que se encuentran en los suelos y tierras, son muy resistentes al calor, y pueden permanecer mucho tiempo en la tierra, las basuras, o en los suelos de un establo, etc.
Además el bacilo y sus esporas son muy ubicuos, encontrándose también en la piel de las personas sanas, con el riesgo de que la enfermedad pueda aparecer tras una inyección u operación quirúrgica si no se toman las precauciones de asepsia.
- La causa más frecuente de la enfermedad es por lesión tipo: heridas, anfractuosas, punzantes, laceraciones, y abrasiones, etc.
- El período de incubación es de 2-14 días (hasta la aparición de los síntomas), pero puede ser muy superior (incluso de meses).
- La toxina es muy potente y viaja por los nervios periféricos hasta la médula, afectando allí a las neuronas motoras y provocando así los violentos espasmos de los músculos voluntarios.
- El ataque agudo comienza con: malestar, irritabilidad, insomnio, dolor de cabeza, sudoración, contracciones y rigidez, con aumento del dolor en la zona infectada de la herida.
Después aparecen los típicos espasmos tónicos dolorosísimos en la mandíbula ( es el llamado "trismo" o "mandíbula cerrada") que pueden ser desde moderados (de duración de unos segundos y a intervalos de 5-15 min.), a severos (cada menos de 5 minutos con apnea y cianosis). La contractura de los músculos faciales, con los dientes apretados, dan al paciente una imagen de "risa sardónica". Las convulsiones se siguen con contracciones del resto de los músculos del tronco y los miembros (e incluso pueden provocar desgarros musculares).
El cuerpo del paciente adopta una postura llamada "opistótonos" apoyando sobre el lecho los talones y el occipucio. (O bien otras posturas como el emprostótonos en que las rodillas y el mentón casi se tocan, o el pleurostótonos con el cuerpo de lado).
No se pierde el conocimiento, pero el estado de terror ante nuevos ataques impide el descanso y el sueño.
Otros síntomas que acompañan son: estreñimiento, incontinencia de orina, taquicardia, leucositosis, ...
- Una variante es el tétanos tardío, que surge semanas después de curada al herida original, y es por lo general, leve.

PREVENCION
- Mediante la inmunización pasiva (inyección de gammaglobulina antitetánica) y sobre todo activa (vacunación antitetánica).
La vacunación se establece en tres dosis: espaciadas entre la 1º y la 2º un mes, y la tercera se aplicará al año. Deben aplicarse dosis de refuerzo cada 5 años.
- En caso de accidente en una persona no vacunada, se aplicarán ambos tipos de inmunización (inyección de gammaglobulina y primera dosis de vacunación). No obstante, es mejor que la persona se encuentre previamente vacunada.
- Es conveniente llevar un sistema de registro y tarjetas de datos del personal vacunado (especialmente en los puestos de trabajo con mayor exposición a accidentes,...).
- Es importante la información a los trabajadores y el registro de datos.
- En muchos países se reconoce como enfermedad profesional (Ejemplo: en Francia para los trabajadores/as rurales).
- En caso de aparición de la enfermedad, procede tratamiento médico hospitalario.

  Ver NTP 447 TETANOS