·PERFUMERIA

Proceso e industria de la fabricación de perfumes (sustancias que desprenden olores agradables). Los perfumes naturales pueden ser de origen animal o vegetal. Los perfumes artificiales son de dos tipos:
1.- Reproducciones sintéticas de los compuestos químicos naturales, como ocurre en el caso de la vainillina.
2.- Imitaciones del aroma natural, pero con una sustancia artificial químicamente distinta de la natural.
Los principales perfumes de origen animal son el almizcle, la algalia, el ámbar gris y el castóreo.
El almizcle se obtiene secando la secreción de los folículos prepuciales del ciervo almizclero. El buey almizclero, la rata almizclera y el caimán de Florida segregan sustancias similares. La algalia es segregada por el gato de algalia, Viverra zibetha, un animal de origen africano. La sustancia se encuentra en una doble bolsa situada bajo el rabo, de donde se extrae del animal enjaulado dos o tres veces por semana. El ámbar gris, una secreción biliar del cachalote, se encuentra flotando en el mar: se cree que se produce como resultado de una enfermedad. El castóreo es una secreción glandular del castor. Cuando está fresco es semilíquido; se prepara para el comercio secándolo al humo. Los perfumes animales se utilizan para dar mayor permanencia a los aromas vegetales, que son más evanescentes.
El olor de las plantas puede estar en las hojas (como en la salvia, el tomillo o la menta), en la corteza (canela), en la madera (cedro, sándalo), en los pétalos de las flores (rosa, violeta), en las raíces (lirio) o en la corteza del fruto (naranja). También puede segregarse en forma de goma resinosa (alcanfor, mirra).
La extracción de los perfumes naturales se puede hacer por tres procedimientos: destilación por vapor de agua; extracción con disolventes volátiles y el exprimido.
Durante mucho tiempo, el centro de la industria de perfumes naturales ha estado en Grasse (Francia). El cultivo de flores para la perfumería también se lleva a cabo en Turquía, Bulgaria, la India y Siria. Estambul y Edirne, en Turquía, son especialmente famosas por la producción de esencia de rosas.