RADIACIONES IONIZANTES




· RADIACIONES IONIZANTES EN INVESTIGACION

El objetivo de las diferentes aplicaciones de las radiaciones ionizantes en investigación, es el estudio de los diferentes procesos biológicos que tienen lugar en los seres vivos.
Estas aplicaciones se pueden abordar a través de ensayos “in vivo” ó “in vitro”.

Ensayos “in vivo”: el fundamento de estos ensayos consiste en la administración de una sustancia radiactiva a un organismo vivo, para poder estudiar su evolución, su desaparición o la aparición de otras nuevas sustancias que son producto de las reacciones bioquímicas que se han ido produciendo.

El objetivo de estos estudios puede ser muy variado, desde estudiar el destino o la distribución intracelular de una determinada molécula hasta determinar la distribución de ésta en diferentes tejidos u órganos, para ver las diferentes rutas metabólicas, así como realizar estudios funcionales en distintos órganos.

Por ensayos “in vitro” entendemos todos aquellos ensayos relacionados con el marcaje de diferentes macromoléculas, como hidratos de carbono, lípidos, ácidos nucleicos, proteínas, etc. En este tipo de técnicas se utilizan cantidades muy bajas de radiotrazador ya que la muestra biológica suele ser muy pequeña, es por ello que se añade un trazador radiactivo, utilizando pequeñas cantidades de radioisótopos del orden de MBq.

A través de los resultados de estos estudios se consigue el marcaje de ácidos nucleicos, el marcaje de proteínas etc.

Resulta imposible enumerar todas las aplicaciones de las radiaciones ionizantes en el desarrollo de la investigación científica, tanto básica como aplicada. Se utilizan en numerosos estudios de Biología Celular y Molecular del cáncer, en patologías moleculares, evolución genética, terapia génica, desarrollo de nuevos fármacos etc.

Ir a  NEXT 1.gif (229 bytes)

.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.

[BUSCADOR ENCICLOPEDICO]