QUIMICA INDUSTRIA




·QUIMICA, INDUSTRIA

Se basa en cambiar la estructura química de los productos naturales para obtener productos de utilidad para otras industrias o de uso cotidiano. Los productos químicos pueden ser de dos tipos principales: orgánicos e inorgánicos.
Los productos de la industria química pueden clasificarse, en general en tres grupos o etapas de fabricación:
- Productos químicos básicos
- Productos intermedios (derivados de los básicos)
- Productos finales ( que se obtienen tras diversos procesos químicos)
Y por lo tanto, los principales sectores de la industria química son:
- Productos inorgánicos básicos (ácidos, álcalis, sales...).
- Productos orgánicos básicos (materia primas para cauchos, resinas, plásticos...).
- Fertilizantes y pesticidas.
- Plásticos, resinas, gomas sintéticas...
- Productos farmacéuticos.
- Pinturas, barnices y lacas.
- Jabones, detergentes, limpiadores, cosméticos, perfumería...
- Productos químicos diversos: pulimentos, explosivos, tintes, película fotográfica...
El sistema ISIC (International Standard Industrial Classification of Economic Activities) utilizado por las Naciones Unidas para clasificar la actividad económica según diez grupos principales, la industria química está clasificada como división 35.
Los organismos internacionales tales como la OCDE (Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico) y las Naciones Unidas, normalmente suministran datos sobre la base ISIC. Las estadísticas comerciales se publican a nivel internacional a través de la Standard International Trade Clasification (SITC) diferente del sistema de la ISIC.

PREVENCIÓN
- Accidentes:
La mayoría son como los de otras industrias: caídas de personas o de materiales, contactos con objetos móviles o estacionarios, herramientas manuales, electricidad, incendio y explosión. Se añaden los riesgos de los productos particulares del tipo de industria química. Estos suelen constituir una menor proporción con respecto al total de accidentes, a excepción de las lesiones oculares que padecen en gran proporción.
- Medio ambiente:
Tanto en el sector industrial como en el transporte por carretera o ferrocarril de estas sustancias, existen los riesgos correspondientes a las consecuencias físicas y toxicológicas debidas a derrames incendios o explosiones. Pueden causar efectos toxicológicos sobre las personas que viven en la zona. Por lo tanto el control estricto debe abarcar tanto el interior de la industria como el medio ambiente o entorno de la población. En este aspecto se cuidará y evitará la contaminación de aire, agua o residuos, por lo que se han emitido normas nacionales e internacionales (que deberán ser extendidas).
- Enfermedades profesionales:
Por los efectos toxicológicos según el tipo de productos manipulados. Es importante mantener las exposiciones por debajo de los niveles peligrosos. También son frecuentes las enfermedades cutáneas, dermatitis o alergias, etc. Un riesgo significativo es el uso de productos potencialmente cancerígenos cuyo periodo de latencia hasta la aparición de lesiones puede ser incluso de años. La prevención en este caso se encamina a la sustitución por otras sustancias de menor riesgo.
Es muy importante proseguir los estudios de investigación toxicológica acerca de conocer cada ves más los riesgos que las diferentes sustancias pueden entrañar para la salud, tanto a corto plazo como a largo.
- Cooperación internacional (la industria y los gobiernos):
Colaboración en programas de investigación y fijando normas (Organismos internacionales como la OIT o la OMS).
La Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer (IARC).
Asociación Internacional para la Medicina del Trabajo a través de grupos de trabajo sobre el plomo, asbestos, fibras artificiales, etc.
Se creó una sección especial (MEDICHEM) para que se ocupara de los problemas específicos de la industria química.
La industria química de Europa fundó una oficina en Bruselas (European Council Of Chemical Manufacturers Federation - CEFIC) con un Comité consultivo, y un Comité científico sobre toxicología (el European Chemical Industry Ecology and Toxicology Centre-ECETUC).
En los Estados Unidos se creó un Instituto, m‡s o menos similar, para la industria (el Chemical Industry Institute of Toxicolgy - CIIT).
La Unión Europea tiene un programa de acción en este campo y ha publicado directivas respecto a riesgos especiales como cloruro de vinilo, plomo, cadmio...
La OIT también ha tratado al respecto con su publicación sobre los Servicios de Medicina del Trabajo, etc., entre otras materias.

NUEVAS SUSTANCIAS
Debido al rápido avance con el que surgen nuevos productos químicos, actualmente es imposible establecer una diferenciación precisa entre los productos químicos "nuevos" y los demás.
La American Chemical Society´s Chemical Abstract Service (CAS) identificó ya en el 78, más de cuatro millones de productos químicos, cuya cifra aumenta a un ritmo de unos 6.000 productos semanales.
En cuanto a los productos de "uso diario" (usados corrientemente en el hogar, taller o jardín) la Agencia para la Protección del Medio Ambiente (EPA) de los Estados Unidos, indicó que pudieran existir unos 63.000.
La legislación para controlar los productos tóxicos sólo será eficiente si hay una cierta cooperación entre la industria, el Gobierno y el público. Es interesante el uso de procedimientos normalizados para los test y el intercambio de información.
Actualmente existe el Programa sobre Seguridad Química (IPCS), que es un programa conjunto entre el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (UNEP), la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Organización Mundial de la Salud (OMS).

PREVENCIÓN NUEVAS SUSTANCIAS
Se basa en el CONTROL de los productos tóxicos.
- Se realizará la identificación del producto y la valoración, tomando toda la información necesaria para establecer unos niveles de exposición "seguros" (aunque la palabra "seguro" es un término relativo, puesto que la seguridad absoluta se basa en la eliminación del riesgo, o en todo caso la sustitución por otro producto).
Para evaluar la toxicidad, son útiles los estudios epidemiológicos y toxicológicos al respecto, pues no es suficiente con la simple medición ambiental, y deben analizarse los efectos sobre las personas. En este sentido, son de gran ayuda las informaciones en epidemiología sobre los estudios en base a los test de corta duración y los de larga duración. Especialmente a los efectos de los análisis de posible carcinogenicidad (cáncer) de sustancias debidas a cortas exposiciones o a largo plazo (con frecuencia se basan en estudios de experimentación animal).
No siempre se dispone de toda información sobre la composición toxicológica de las sustancias y en tal caso debe solicitarse al suministrador comercial de la sustancia.
- Existen medidas legislativas para la protección de la comunidad (según lo países) tales como: control de drogas, pesticidas, productos químicos caseros, aditivos de alimentos, pinturas tóxicas, etc. Y en cuanto a los niveles máximos en el ambiente laboral (TLV) no siendo incluidos en la legislación en su sentido estricto, han sido adoptados por la comunidad científica internacional para su uso como referencia.
En algunos países existen además normas específicas para determinados productos químicos.
Un ejemplo de este tipo de legislación es la Ley Pública 94-469 de los Estados Unidos, conocida como la TSCA, que indica cuatro actividades principales:
.. reunir información sobre los productos químicos
.. exigir controles de los productos químicos identificados como posible riesgo tóxico
.. determinar qué nuevos productos químicos son riesgo en la actualidad
.. controlar los que actualmente constituyen un riesgo.

REACCIONES PELIGROSAS
El trabajo en la industria química se caracteriza por procesos técnicos que requieren la utilización de un amplio espectro de materia primas y de productos finales que poseen propiedades inflamables, explosivas o tóxicas.
Las reacciones químicas peligrosas, pueden clasificarse, según los tipos de sustancias y compuestos involucrados en cuatro clases:
1. reacciones con sustancias tóxicas (vapores, etc.)
2. reacciones con sustancias inflamables (mezclas explosivas)
3. procesos con reacciones rápidas (liberación de gases, vapores y calor (exotérmicas) liberan productos tóxicos y reacciones explosivas a su vez)
4. reacciones mixtas (con varias características de las anteriores).

PREVENCIÓN REACCIONES PELIGROSAS
Basada en las medidas técnicas de prevención en cuanto al procedimiento de trabajo, conocer los riesgos, y en relación con la sustancia en cuestión.
- Uso de gafas y guantes de protección en la manipulación de ácidos o álcalis, etc.
- Uso de campanas extractoras para manipulación de productos inflamables.
- En caso de líquidos con bajo punto de ebullición (acetona, benceno, éteres...) se destilarán y se calentarán en matraces de fondo redondo de vidrio termorresistente o en baños llenos de un agente de transferencia térmica (agua, arena, aceite, silicona...).
- Para prevenir explosiones, los líquidos que puedan formar peróxidos no se destilarán totalmente o se usarán estabilizadores, y siempre en cámaras herméticamente cerradas.
- En trabajos con compuestos organo-metálicos altamente volátiles y con sustancias volátiles muy inflamables, deberán realizarse en vacío.
- No permitir nunca que el sodio o el potasio metálicos entren en contacto con el agua.
- En general, antes de cualquier proceso, se deben estudiar todas las posibles reacciones físicas o químicas peligrosas y así planificar la prevención. (Por ejemplo todos los productos de tipo tóxico o sustancias volátiles, o de posibles explosiones se controlarán y monitorizarán a distancia, en estancias cerradas, etc.).

Ir a  NEXT 1.gif (229 bytes)

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 

 

 

[BUSCADOR ENCICLOPEDICO]